¡No todos pueden ser independientes! Esto es FALSO. No tienes tiempo para nada más que trabajar. Otra vez FALSO. Nadie avala a los trabajadores independientes. FALSO Y FALSO. La vida de un trabajador independiente está llena de mitos que son necesarios conocer y desmentir antes de dar el gran paso.

Mito #1: no es un trabajo real.

El trabajo independiente tiene plazos de entrega, reuniones y horarios como cualquier otro trabajo. La diferencia es que las tareas se llevan a cabo en lugares alternativos a una oficina y, además, tienes la oportunidad de participar en distintos proyectos al mismo tiempo sin ningún problema.

Y al ser una labor que implica esfuerzo e inversión de tu tiempo, también es un trabajo remunerado. Lo que si varía son las fechas de pago, entre cada proyecto. Por ello, es recomendable contar con una Cuenta Sueldo Independiente donde puedas administrar tus ingresos mensuales, ahorrar y – por qué no – recibir descuentos hechos a tu medida. Relájate, que tiene costo cero de mantenimiento, para que ahorres sí o sí.

Mito #2: no tiene horario de trabajo / se trabaja solo fines de semana.

Todo depende de cómo organices tu tiempo. Si bien no tienes un horario fijo de 8 a.m. a 6 p.m., algunos clientes van a requerir de tu trabajo en determinadas horas, cada día.

Por eso, si quieres sacarle el jugo a tu vida de independiente, es mejor mantener un horario ordenado que te permita tener un compromiso constante con tu cliente y disfrutar de tu familia y de tus descuentos de independiente favoritos.

Mito #3: es un trabajo solitario / no socializas.

Este punto es muy relativo y va alineado a la forma como tú quieres trabajar.

Si eres de las personas que prefieren trabajar solos porque así se concentran mejor, está bien. Las reuniones con tus clientes las puedes realizar en algún restaurante, acompañadas de un rico almuerzo o una agradable cena. ¡Tu Cuenta Sueldo Independiente es ideal para estas ocasiones!

Pero si prefieres trabajar en compañía de más personas, puedes acudir a espacios de co-working. En estos sitios, podrás relacionarte con independientes como tú de distintas industrias. Es una gran oportunidad para hacer networking.
En resumen: tú tienes la última palabra.

Mito #4: no todos pueden ser independientes.

Si bien existe mayor demanda de desarrolladores, diseñadores y traductores, eso no quiere decir que no haya espacio para otras profesiones. Desde contadores hasta recepcionistas: todos pueden convertirse en un trabajador independiente y vivir haciendo lo que realmente les apasiona.

Si quieres comprobarlo por tu propia cuenta, basta con acceder al buscador de ofertas de páginas como www.workana.com y www.freelancer.com.

Eso sí, recuerda que la preparación constante te abrirá más puertas de las que imaginas. Pensando en eso, tu Cuenta Sueldo Independiente te da descuentos en diversas instituciones educativas del país para que puedas llevar tu trabajo independiente a otro nivel. ¡Estate atento!