La opción de estudiar en un nuevo lugar siempre es emocionante, sobre todo cuando la oportunidad se presenta en un ambiente que no conocemos. Principalmente por la posibilidad de ampliar nuestros conocimientos y también por tener nuevas experiencias e historias para contar.

Estudiar en el extranjero ofrece una serie de ventajas a los profesionales que se atreven a hacerlo. Aquí haremos un repaso de algunos de estos beneficios.

Otra cultura, otro idioma

Esta es una gran recompensa y que aportará a tu desarrollo personal. Viajar al extranjero, en este caso para estudiar, te dará la oportunidad de conocer otras culturas, otras costumbres y esto te ayudará a ampliar tu forma de ver el mundo.

Además, podrás mejorar tu dominio de otro idioma o en todo caso aprender lo básico de uno nuevo. Con las ventajas de conocerlo de forma más coloquial y entender modismos y jergas propias del lugar, que te servirán dentro y fuera de ese país.

Especializarte

Existen muchas áreas de estudio y conocimiento que están mucho más desarrolladas en otros países. Algunas especializaciones es mejor hacerlas en lugares donde se dominan ciertos temas, de acuerdo al perfil que busques tener como profesional.

Ampliar tu CV

Una de las mejores ventajas es tener una hoja de vida más enfocada a lo que quieres hacer profesionalmente. Y esto va de la mano con los dos puntos anteriores. Dominar más de un idioma o tener una mayor experiencia en temas poco desarrollados localmente será un gran plus al momento de buscar un trabajo.

Y mientras más domines algún tema o ámbito laboral, es más probable que no seas tú el que tenga que buscar trabajo, sino que las ofertas lleguen a ti, sin haberlas buscado directamente.

Financia tus estudios

Así que no lo pienses mucho, si has encontrado un postgrado, un diplomado, una maestría de tu interés, aplica a un Préstamo para Estudios y aprovecha la oportunidad de potenciar tu talento.

Si eres un joven mayor de 21 años, podrás financiar hasta el 100% de tus estudios en el ámbito nacional e internacional teniendo hasta 60 meses para pagar tus cuotas. Solo necesitas acreditar una continuidad laboral mínima de seis meses si eres trabajador dependiente con un ingreso fijo neto, no menor a S/ 3,000 ya sea individual o conyugal. Y si tienes un ingreso variable o eres independiente el periodo es de un año.

Cabe resaltar que los préstamos para realizar maestrías en el exterior tienen un periodo de gracia de hasta 2 años, para que no te compliques con los pagos.

¡Depende de ti potenciar tu futuro!

04 de septiembre del 2017.