Solicita un Préstamo Personal

Para el gerente de Préstamos Personales y Vehiculares de Interbank, Jorge Gamarra, los préstamos son una buena opción para financiar un viaje por vacaciones. Estos tienen una Tasa de Interés muy conveniente, además de cuotas fijas mensuales desde 6 hasta 60 meses, periodos de gracia* de hasta 2 meses y automáticos, que dependerán de la fecha de desembolso del crédito. Eso sí: según Jorge, lo más recomendable “sería programar las cuotas en el menor tiempo posible para pagar menos intereses totales y no tener la sensación de que tus vacaciones costaron más de lo que duraron”.

Arma un presupuesto mixto

Tus ahorros son el complemento perfecto de los préstamos. Con ellos, puedes armar un presupuesto de viaje mixto que incluya la compra de pasajes, hotel, paquetes turísticos y llevar parte de dinero en efectivo para comprar ‘souvernirs’ o pagar el transporte.

“Antes de viajar, es importante tomar en consideración los costos de pasajes, estadías y qué tan conveniente es contratar todos los servicios en un solo paquete”.

Solicita una Tarjeta de Crédito

Según el especialista, otra opción de financiamiento son las Tarjetas de Crédito. Estas ofrecen importantes beneficios, como programas de fidelidad a través de la acumulación de puntos por compras que puedes transferir a millas, con los que puedes canjear alojamientos en hoteles, pasajes e incluso paquetes de viajes.

Recomendaciones finales

¿Ya sabes cuál de estas opciones es la que mejor se ajusta a tus necesidades? Perfecto. Jorge Gamarra tiene para ti estas últimas recomendaciones:

Evita que la cuota mensual de tu deuda exceda el 25% de tus ingresos, de lo contrario podrías pasar apuros en la fecha de pago.

Si decides usar la tarjeta de crédito fuera del país, notifícalo a tu banco para que estén al tanto de que efectivamente eres tú quien la está usando.
Si vas a viajar fuera del país, toma en cuenta el tipo de cambio.

Pon en práctica estos tips y verás que, en un abrir y cerrar de ojos, te encontrarás en el aeropuerto esperando tu vuelo. ¿Ya sabes a dónde irás?